La privatización llegó a la inteligencia

Si hay un lugar donde se debe amar a la patria, ese debe ser el ejército. Cuando entras te bautizan como “perro”, y luego de innumerables desfiles y tratamientos vejatorios quedas convertido en el patriota modelo. Al menos, eso se cree… Por eso mismo, resulta un poco extraño que los gloriosos oficiales del mencionado ejército invicto, hayan tomado la poca reputada costumbre de abrir un “cachuelo” para acrecentar sus magros presupuestos: La venta de secretos de inteligencia.

Después de la desmesurada avidez de la congresista Canchaya, se hace evidente que, en el Perú, los bloggers nunca nos quedaremos sin posts por falta de tema:
Un día contratan a Pandolfi; otro Garrido Lecca, literalmente, “hace la noticia”; luego se reivindica a las empleadas domésticas nombrándolas asesoras de Estado; y otro, sacamos nuestros trapitos en pública subasta; no apruebo el uso del lenguaje soez, pero aquí cabría perfectamente el decir que este país se está yendo literalmente a la mismísima mala palabra.

¿Cuál es el problema del Perú? Definitivamente no es la falta de inteligencia. Como se ve, en tiempos de crisis, cuando la creatividad es necesaria, algunos de nuestros oficiales, usando su cultivada materia gris han encontrado una buena manera de agrandar la canasta. (Creo que así comenzó Montesinos, definitivamente como ya dije antes, ese hombre ha dejado escuela)

Entonces ¿Cuál es el problema del Perú? Gonzales Prada lo diría más bonito que yo. El viejo tenía estilo y buen gusto. Yo, hijo de padres campesinos y de modesta educación; solamente atinaré a decir que nuestro servicio de inteligencia, puede que no sea ni muy honesto ni patriótico, pero no me van a negar que es “muy inteligente” ¿eh?

Roberto Pável
Jáuregui Zavaleta

Fuentes:
La República:Ofertaron más de mil informes
La República: Empresas de seguridad privadas compran y venden información de inteligencia

Tags
, , , , , , , , , ,