imagen tomada de alt1040.com
Tengo debilidad por los sujetos controversiales… de allí que Fernando Vallejos sea uno de mis “héroes equivocados”; Michael Moore no llega a entrar dentro de ese reducido círculo (la verdad que con su “tamaño” dudo que pueda entrar en muchos lugares), pero no puedo negar que un libro suyo me hizo sonreír (el del estúpido hombre blanco), y que trato de seguir sus ocurrencias con interés.

Resulta ahora que Moore fue invitado por Blitzer, la estrella entrevistadora de CNN, para hablar sobre “sicko”, la cosa iba más o menos como de costumbre, good evening, nice to meet you, how are you y demás expresiones del libro 1 del cursito de inglés; hasta que Blitzer tuvo la acertada idea de presentar algunas observaciones a los datos de “sicko”; entonces, Moore se volvió un auténtico “sicko” y pasó más o menos lo siguiente:

“El presentador cuestionó algunos de los datos ofrecidos en Sicko, a lo que Moore respondió que dicha sección del programa era una “mierda”. “Espero que la CNN y los otros principales medios de comunicación digan una sola vez la verdad sobre lo que pasa en este país, sea lo que sea. Tienen un historial (informativo) muy malo”, le espetó Moore a Blitzer.

A continuación y a lo largo de diez minutos, Moore reivindicó que Blitzer y la CNN eran títeres de las principales empresas anunciantes, y que nunca hacían las preguntas importantes sobre Irak.
“Ustedes son los que están amañando los hechos. Llevan haciéndolo no se cuánto tiempo sobre el sistema de salud y la guerra. ¿Cuándo van a plantarse y a pedir perdón a los estadounidenses por no exponerles una verdad que no esté patrocinada por las grandes compañías?”, siguió Moore.”
El Pais.com

Moore habló sin parar durante 10 minutos sin que Blitzer se atreviera a interrumpirle, luego defendió su integridad aunque la nota del El País.com sugiere que explicó que la “CNN es un negocio”.

En un mundo mediático como en el que vivimos la cosa no podía salir más a pedir de boca para todos. Veamos: La entrevista fue un éxito porque batió records de audiencia. Ergo: Moore obtuvo más exposición; Blitzer se afirmó como estrella; los fabricantes de medicamentos felices al ver que sus anuncios serán vistos por la audiencia de CNN; ¿Y la vilipendiada CNN? Supercontenta, ya que:

“A pesar de las acusaciones vertidas sobre la CNN, la cadena ha repetido la pelea entre Moore y Blitzer dados los buenos datos de audiencia obtenidos.”

Como diría don Corleone: “No es personal, es negocio”

Roberto Pável
Jáuregui Zavaleta

Perublogs Tags: